Así es como se graba una película porno en realidad virtual

porno en realidad virtual

Grabar porno en realidad virtual es mucho más difícil de lo que se cree, debido a que el espectador obtiene una vista en 360º grados donde se complica la posición del equipo técnico y los actores deben mantener posiciones complicadas. Sin embargo la industria está poniendo todo su esfuerzo para ofrecer a los espectadores una experiencia única.

El porno de realidad virtual tiene como objetivo lograr ser realistas y que los espectadores puedan sentir que se encuentran dentro de las grabaciones. Para lograr el objetivo se debe cambiar el rodaje en algunos puntos y todo es grabado en primer persona, sin cámaras en diferentes planos o ángulos. Esta información fue recogida por el reportaje de la revista WIRED, la cual se reunió con KinkVR con el fin de averiguar qué sucede detrás de las películas porno en realidad virtual.

Otra diferencia al porno convencional es que en la realidad virtual los vídeos deben ser continuos y sin cortes, ya que eso cortaría la sensación de ‘realidad’ creada en el usuario. Por otro lado destaca la dificultad para ocultar defectos y a todo el equipo de filmación, que en este caso deben colocarse en el punto ciego para que no lo capte la cámara.

grabar porno en realidad virtual

Para poder grabar los rodajes de porno en realidad virtual, en KinkVR utilizan una plataforma que contiene siete ‘GoPro‘ pegadas grabando en direcciones diferentes. Luego realizar la grabación, en la posproducción se unen todas las grabaciones con un programa que permite proyectar los fragmentos de vídeos en una cúpula, la cual es interpretada como imagen tridimensional por las gafas de realidad virtual.

Al principio KinkVR empezó con grabaciones de 180º pero hoy en día ya graban experiencias de 220 grados. En algunos casos los personajes deben moverse hacia direcciones específicas para que la cámara puede captarlos mejor, al igual que mantener posturas se hace mucho más complicado en esta forma de grabación, por lo que los actores deben esforzarse más. Además, este tipo de ‘experiencia’ sin cortes ni planos diferentes limita el número de posturas que los protagonistas realizan debido a que ahora todo es en primer persona, por lo tanto han sido descartados varios actos sexuales populares en el sector ya que podrían ser muy difíciles de grabar y causar mareos o náuseas en el espectador, ya que según ellos: “Si la cámara se mueve, pero la cabeza se mantiene quieta, el efecto de náuseas será instantáneo“.

La pornografía es una industria y negocio muy viejo que se ha sabido adaptar a las nuevas tecnologías con el pasar de los años, por eso hoy en día quieren lograr que el espectador pueda disfrutar de la mayor cantidad de realismo. Por otro lado, la pornografía seguramente logrará que la demanda de realidad virtual aumente, en vez de ser lo contrario. Ellos saben que las personas esperan ansiosas para poder colocarse sus gafas de VR y olvidarse de la realidad.

Descargar este artículo en PDF

Lo sentimos, esta opción solo está disponible para los socios. Más información de nuestro grupo de socios.


Manuel Landaeta on FacebookManuel Landaeta on Twitter
Manuel Landaeta
Detesto escribir sobre mí, nunca se me ocurre nada. Me encanta leer sobre temas de mi interés (puedo pasar todo el día haciéndolo), saturar mi mente de información, aprender algo nuevo todos los días y escribirles artículos de una manera diferente.

Déjanos un comentario:

Deja un comentario

Necesitas un Sitio Web